viernes, 22 agosto 2014

Ultima actualizacion02:01:49 AM GMT

Algo Alternativo

Los requerimientos de las plantas.

  • PDF

 

Una vez conocidos los requerimientos para desarrollar un vivero y las partes o áreas de producción, y previo a trabajar con las plantas debemos conocer los requerimientos de ellas.
Estos requerimientos son los elementos que nos permitirán producir plantas sanas y vigorosas. Ellos son:

  1. El sustrato.
  2. El agua
  3. Los nutrientes: abonos y fertilizantes

1. El sustrato

El sustrato que se usa para llenar los envases y almácigos tiene que cumplir varias funciones: dejar entrar y retener el agua; ser rico en nutrientes; blando para que la raíz pueda crecer y no desarmarse cuando se saque el envase.

Como es difícil encontrar la tierra perfecta, se prepara un sustrato mezclando distintos materiales como arena, mantillo, lombricompuesto, abono, tierra, etc. La mezcla debe pasarse por una zaranda para que sea bien fina y no contenga piedras, basura o terrones. Amasando un poco de sustrato se prueba si la mezcla es buena para retener el agua y los nutrientes. La mezcla no debe ser demasiado arenosa (se escapa el agua) o demasiado arcillosa (absorbe el agua muy despacio).

El sustrato tiene por función:

generar condiciones óptimas para la germinación de las semillas; favorecer la emergencia y el desarrollo inicial de las pequeñas plantas; permitir que las raíces crezcan sin dificultad, favoreciendo el anclaje de las plantas al suelo.

El sustrato además, aportará fertilidad al suelo, ayudará a conservar la humedad y aireación del mismo.

2. El agua:

El agua es vital para el crecimiento y desarrollo de las plantas, en el vivero es importante contar con agua de buena calidad y suficiente para el requerimiento de los diferentes vegetales.

El agua se debe proporcionar a las plantas según su necesidad, debemos saber determinar estas necesidades y evitar excesos.
Las plantas cuando mas chicas son más delicadas resultan a los déficit y excesos.

Una planta en almacigo o maseta por ejemplo requiere un suministro frecuente y lo mas fácil para determinar el mismo es observando sus hojas y la humedad del sustrato.

a. Por observación de hojas: Hojas flácidas, ligeramente marchitas, se debe regar,hojas turgentes, firmes, esta bien hidratada la planta, no requiere agua.

b. Por tacto en el sustrato: Simplemente con introducir el dedo en el sustrato observaremos si este sale ligeramente sucio (de tierra húmeda) es el momento de regar. Si sale sucio muy húmedo esta bien o ligeramente saturado de agua, no hay que regar. Si el dedo sale sin ningún tipo de suciedad, esta seco y es importante suministrar agua a la brevedad.
La calidad del agua es muy importante: Se debe evitar aguas saladas, sucias o contaminadas.

El momento de regar es también importante, en lo que respecta al medio ambiente, y horas de riego. Siempre se debe evitar hacerlo en horas de mucha radiación solar a altas temperaturas. El agua se calentara y provocara efectos nocivos a las plantas, ejemplo quemaduras de raíces, hojas que pueden provocar la muerte.

3. Los nutrientes: Los abonos y fertilizantes

La tierra que se usa para llenar los envases y almácigos tiene que cumplir varias funciones: dejar entrar y retener el agua; ser rica en nutrientes; blanda para que la raíz pueda crecer y no desarmarse cuando se saque el envase.
Las plantas necesitan para su crecimiento y desarrollo contar con diversos nutrientes del suelo.
Se considera que un suelo o sustrato es fértil cuando se cumplen las condiciones de dotación y abastecimiento para ese mismo suelo.

a. Dotación: se refiere al contenido de nutrientes que posee originalmente un suelo o sustrato. Se determina por análisis de laboratorio que son interpretados por profesionales.

b. Abastecimiento: son aquellas condiciones de suelo o sustrato que permiten que un determinado nutriente se encuentre disponible para la planta. También se determina por métodos de laboratorio.

Estos nutrientes, o elementos básicos para que las plantas se nutran y desarrollen con normalidad son:

 

  • Nitrógeno (N): aproximadamente un 95% de este nutriente tiene su fuente en la materia orgánica del suelo. Pero se puede agregar al suelo en forma de urea por ejemplo. Consecuentemente un suelo pobre en Materia orgánica, tendrá un bajo contenido en N- NO3- para la planta.
  • Fósforo (P): se considera que un 50% del P-PO 4-3 absorbido por el vegetal proviene de la materia orgánica del suelo, el otro 50% restante corresponde al material original del suelo (Roca madre).
  • Potasio (K): la roca madre es el origen de este nutriente.
  • Calcio (Ca) y Magnesio (Mg): igual fuente que el K.
  • Azufre (S): aproximadamente iguales características que el N.
  • Hierro (Fe), Molibdeno (Mo), Cobre (Cu), Zinc (Zn), Manganeso (Mn), Boro (B): son considerados como micronutrientes u oligoelementos (también elementos menores) por su baja concentración en la solución del suelo. La planta necesita una reducida provisión de los mismos para su metabolismo. Su disponibilidad está fuertemente influida por el valor de pH en el suelo.